Fisioterapia para la luxación del hombro

El hombro es una articulación formada por la cavidad glenoidea del acromion y la cabeza humeral. Se mueve en todas las dimensiones del espacio, por ello, es frecuente el asentamiento de patología a nivel de esta articulación: realiza movimientos de flexión y extensión, abducción-aducción, rotación externa-interna, abducción y aducción horizontal. Al tratarse de la articulación más móvil del cuerpo, es por ello, una de las más expuestas a sufrir luxaciones, sobretodo en su vertiente anterior.

Tratamiento fisioterápico para la luxación de hombro


Recuperación de la estructura afectada por luxación

El objetivo inicial en el tratamiento de luxación de hombro es una recuperación estructural mediante la reducción de la luxación. La base de acelerar el proceso de recuperación de la estructura, es fundamental para consolidar poco a poco la resolución del cuadro clínico, mediante la exposición progresiva de estrés del tejido para dicho fin.

De este modo, se busca una readaptación funcional analítica, es decir, que esa estructura concreta afectada por la luxación pueda ir recuperando su función de forma individualizada; junto a ello, se trabaja igualmente de forma global sobre la recuperación funcional de otras estructuras adyacentes a fin de su reeducación.

Readaptación funcional

A continuación, se profundiza en protocolos de readaptación funcional, para que en el conjunto de todas las estructuras afectadas por la inicial, exista un patrón de reeducación de la función.

Readaptación a la vida diaria

Finalmente, debe integrarse el proceso hacia la consecución de una serie de etapas desarrolladas a fin de reproducir los gestos biomecánicos de la situación pre-lesión, de forma individualizada según el contexto de la luxación de hombro, por ejemplo:

  • Contexto laboral: puesto de trabajo con gestos repetitivos: reproducir los gestos causantes de lesión en situaciones de certidumbre con unos parámetros de menor intensidad, como número de repeticiones, tiempo de exposición… para poco a poco crear situaciones simuladas más reales a su jornada laboral normal.
  • Contexto deportivo: reproducir gestos biomecánicos en situaciones de bajo riesgo, y posteriormente introducir elementos de incertidumbre que se acerquen poco a poco a la actividad física plena hasta la reincorporación total a la dinámica del deporte concreto.

Desde un primer momento, a nuestros pacientes se les elabora un planning preciso de recuperación funcional (basado en un programa de cinesiterapia), el cual deberá cumplir; este programa es incluso más importante que la propia visita que pueda hacer a nuestro centro con el fisioterapeuta. Diariamente, el paciente dispondrá de dicho programa en el cual se indicarán los ejercicios y todos los parámetros que lo justifiquen, de forma muy detallada. Resulta fundamental un adecuado programa de refuerzo muscular a fin de suplir la debilidad de la cápsula articular y de ligamento sufrida tras la luxación.

Reserva tu cita

De lunes a viernes
9:00 - 14:00 / 16:30 - 20:30

Posibles causas

Las causas puede ser caídas en distintas posiciones del brazo (darán distintas luxaciones), traumatismos directos (según dónde sea el traumatismo, se producirá una luxación u otra, por ejemplo un golpe posterior puede producir una luxación anterior), deportes con lanzamiento de objetos (jabalina, peso o disco), pérdida de estabilidad articular o hiperlaxitud ligamentaria y antecedentes de luxaciones anteriores (luxaciones recidivantes).

Síntomas

Los síntomas más frecuentes son impotencia funcional (se mantiene el brazo en rotación interna, aducción y flexión de codo 90º) y deformación de la articulación. En ocasiones puede verse afectado el paquete vasculonervioso axilar por compresión, con lo que deben ser reducidas en cuanto sea posible.

Más información sobre las luxaciones de hombro

La luxación o dislocación del hombro es la pérdida de contacto articular entre las superficies óseas que componen la articulación. Pueden existir luxaciones anteriores (más frecuentes) que pueden ser subcoracoideas, es la luxación anterior más frecuente, la cabeza humeral se sitúa debajo de apófisis coracoides, subglenoidea y subclavicular (debajo de la clavícula), las luxaciones anteriores se pueden asocias a luxaciones superiores o inferiores y luxaciones posteriores (poco frecuentes por la presencia de la espina del omóplato).
Existes otras articulaciones de la cintura escapular en las que también pueden producirse luxaciones como en la articulación acromioclavicular o en la articulación esternoclavicular.

Bibliografía sobre la luxación de hombro

– Burkhead WZ Jr, Rockwood CA Jr. Treatment of instability of the shoulder with an exercise program. J Bone Joint Surg Am. 1992 Jul;74(6):890-6.
– Wilk KE, Macrina LC, Reinold MM. Non-operative rehabilitation for traumatic and atraumatic glenohumeral instability. N Am J Sports Phys Ther. 2006 Feb;1(1):16-31.
– Wilk KE, Arrigo CA, Andrews JR. Current concepts: the stabilizing structures of the glenohumeral joint. J Orthop Sports Phys Ther. 1997 Jun;25(6):364-79.

13 + 15 =

He leído y acepto la Política de privacidad