Fisioterapia para la rotura muscular en el cuádriceps

El músculo cuádriceps es el más potente y voluminoso del cuerpo, se encuentra situado en la parte superior de la rodilla, en la cara anterior (delante) del muslo. Este músculo participa en los movimientos de extensión de rodilla (estirarla) y flexión de cadera (subir la pierna). Participa también en la estabilización de la rodilla y rótula sobre todo el vasto medial. El desgarro o rotura muscular es una lesión frecuente en el ámbito deportivo, sobre todo en miembros inferiores. Se puede producir por un traumatismo o contusión directa, o por un esfuerzo brusco donde se produce una elongación muscular en ejercicio excéntrico, el músculo se estira más allá de sus límites normales de estiramiento y se produce una rotura en mayor o menor medida. También puede ser causada por la presencia de enfermedades vasculares (venosas o arteriales) donde el aporte de oxígeno al músculo es deficiente o mala alimentación.

Tratamiento fisioterápico para la rotura muscular en cuádriceps


Recuperación de la estructura afectada

El objetivo inicial en el tratamiento de rotura muscular en cuádriceps es una recuperación estructural. La base de acelerar el proceso de recuperación de la estructura, es fundamental para consolidar poco a poco la resolución del cuadro clínico, mediante la exposición progresiva de estrés del tejido para dicho fin.

Todo esto persigue la readaptación funcional analítica, a fin de que esa estructura afectada por la rotura muscular pueda ir recuperando su función de forma aislada; al mismo tiempo, se trabaja sobre la recuperación de la estructuras adyacentes de esa cadena funcional hacia su reeducación.

 

Readaptación funcional

A continuación, se profundiza en protocolos de readaptación funcional, para que en el conjunto de todas las estructuras afectadas por la inicial, exista un patrón de reeducación de la función.

Readaptación a la vida diaria

Por último, sería la readaptación a gestos biomecánicos de la situación pre-lesión, según el contexto de la rotura muscular en cuádriceps , por ejemplo:

  • Ámbito deportivo: sería simular un gesto técnico concreto en situaciones de control, y luego añadiendo incertidumbre que dificulten el gesto, para una posterior incorporación parcial al deporte concreto hasta la reincorporación completa.
  • Ámbito laboral en cadena de montaje: igualmente, reproducir las acciones a desarrollar con parámetros menos marcados, como tiempos de ejecución, repeticiones, pesos de objetos, etc, para posteriormente ir regulando esos parámetros hasta la incorporación total a la jornada laboral.

Desde un primer momento, a nuestros pacientes se les elabora un planning preciso de recuperación funcional (basado en un programa de cinesiterapia), el cual deberá cumplir; este programa es incluso más importante que la propia visita que pueda hacer a nuestro centro con el fisioterapeuta. Diariamente, el paciente dispondrá de dicho programa en el cual se indicarán los ejercicios y todos los parámetros que lo justifiquen, de forma muy detallada.

Reserva tu cita

De lunes a viernes
9:00 - 14:00 / 16:30 - 20:30

Posibles causas

La rotura muscular en el cuádriceps es una de las patologías más tratadas en consulta fisioterápica y son frecuentes en deportes tales como hockey, fútbol americano, patinaje, esquí, fútbol, deportes con contacto directo o posibles traumatismos directos. Algunos de los factores predisponentes pueden ser: acortamiento muscular, fatiga muscular, tensión neural (neuropatía o tensión del nervio crural), roturas de fibras previas, dismetrías de miembros inferiores, desequilibrios musculares (mayor potencia de isquiotibiales – antagonista, acortamiento de la cadena flexora de la pierna, por ejemplo e futbolistas por el continuo golpeo del balón), poco trabajo de estabilización lumbopélvica (CORE), etc…

Síntomas

Los signos y síntomas más frecuentes son: dolor intenso, impotencia funcional para caminar, en la extensión de rodilla, en flexión de cadera, en las sentadilla, en el salto (para saltar se necesita la potencia del cuádriceps), edema e inflamación y puede verse acompañado o no de una hematoma o moretón.

Más información sobre las roturas en los cuádriceps

Se puede producir por un traumatismo o contusión directa, o por un esfuerzo brusco donde se produce una elongación muscular, el músculo se estira más allá de sus límites normales de estiramiento y se produce una lesión en mayor o menor medida. Existirá un dolor intenso, conocido como “síndrome de la pedrada´´. Existirá el consiguiente hematoma asociado por la rotura de vasos sanguíneos e hinchazón, y si drena a la superficie será la típica moradura que el paciente percibe.

Es importante realizar un buen proceso de recuperación desde el principio, ya que la calidad del tejido de la cicatriz determinará en mayor o menor medida posibles recaídas en el futuro.

 

Bibliografía científica

– R. Ortega-Pérez, A. Piepoli, M. Barros-Peinado, J. Sánchez y A. Martínez-Férez. Recuperación funcional precoz de rotura de fibras del recto anterior mediante una estrategia combinada incluyendo radiofrecuencia con emulgel ozonizado. Evaluación mediante elastografía.  Rev Andal Med Deporte vol. 8 no. 1 Sevilla mar. 2015
– Gómez Piqueras, P. Rotura de fibras del recto anterior: el mal del futbolista. Recuperación funcional precoz. (2006)
– Llana Belloch, S., Pérez Soriano, P., & amp; Lledó Figueres, E. la epidemiología en el fútbol: una revisión sistemática the epidemiology on soccer: a systematic review. Revista Internacional de Medicina y Ciencias de la Actividad Física y el Deporte vol. 10 (37) pp. 22-40.

15 + 9 =

He leído y acepto la Política de privacidad